OSTEOPATÍA SACROCRANEAL » Rafa García Osteópata
16402
post-template-default,single,single-post,postid-16402,single-format-standard,bridge-core-1.0.5,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.1,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.2,vc_responsive
 

OSTEOPATÍA SACROCRANEAL

OSTEOPATÍA SACROCRANEAL

CRANEO, ENCEFALO Y MEMBRANAS CEREBRALES

Las acciones que se realizan desde la Osteopatía Sacrocraneal en su mayoría se aplican en el cráneo, aunque se combina con maniobras en columna vertebral, Sacro y en los diafragmas (pélvico, respiratorio, hioideo, etc.). Por esta razón me parece importante  que conozcamos un poco mejor el Cráneo y el Encéfalo, por ser las principales vías de actuación de las técnicas Sacrocraneales.

El Cráneo está compuesto por  22 huesos que se clasifican en dos grandes grupos, los que forman la bóveda y las partes laterales y posterior del cráneo y son los huesos Frontal, Occipital, Esfenoides, Etmoides y los Parietales y Temporales que están por pares, y el otro grupo es el facial, que incluye, Lagrimales, Palatinos, Nasales, Maxilares, Nasales, Conchas inferiores, que se sitúan en pares y el Vómer y la Mandíbula. Ésta estructura ósea que forman está en gran medida para proteger  al Encéfalo y aunque aparentemente están fijos sin movimiento, realmente tienen una movilidad que se produce en las suturas y aunque no sea apreciable a simple vista, es la que permite “respirar” al encéfalo.

El Encéfalo, que se encuentra protegido por los huesos del cráneo  se compone de tres estructuras principales; el Cerebro, el Cerebelo y el Tronco del encéfalo, el primero se encuentra superior, y ocupa la mayor parte de la superficie total del encéfalo, se subdivide a su vez en dos hemisferios el  izquierdo y el derecho y en cuatro lóbulos; Lóbulo Temporal, del que una de sus principales funciones es la recepción e interpretación de los estímulos auditivos y los asociados con la memoria, Lóbulo Occipital que entre otras funciones recibe y procesa la información visual, Lóbulo Frontal, podríamos decir que es el que nos identifica como humanos y nos define como ser racional ya que en él se regula el lenguaje o la memoria funcional, y por último tenemos el Lóbulo  Parietal que regula los estímulos táctiles, frío, calor, dolor, la sensación de una caricia, etc.

El Cerebelo, otra de las estructuras del Encéfalo, se sitúa  inferior al Cerebro, en su parte posterior, (corresponde con la zona de la nuca), entre sus funciones más importantes se encontraría conseguir que podamos mantener el equilibrio y gestionar la coordinación de músculos y articulaciones, la tercera estructura que conforma el Encéfalo es el llamado Tronco del Encéfalo, éste se encuentra en la base del encéfalo conectado lo con la médula espinal, y su función principal es transmitir la información de forma bidireccional entre la médula espinal y el propio encéfalo.

En cuanto a las membranas podemos decir que son estructuras que recubren tanto el encéfalo, como la médula espinal y su función principal es la protección del Sistema Nervioso Central.

Las técnicas de la Osteopatía Sacrocraneal ayudan a que se mantenga la movilidad global y el equilibrio de los huesos del cráneo, lo que permite un funcionamiento adecuado de las propiedades del encéfalo, a lo que hemos de sumar que son técnicas no invasivas y que producen un profundo estado de relajación.